martes, febrero 19

Ritos y Obediencias en la historia

 

Directamente relacionado con eso que se ha dado en llamar Recomposición del Paisaje Masónico Francés (y que no es tal por el momento), aparecía en el día de ayer el artículo publicado por Gérard Contremoulin en Sous la Voute Étoilée que, una vez traducido, exponemos aquí. Me ha parecido muy interesante. Entronca además directamente con la materia sobre la que hablará Roger Dachez el próximo jueves día 21 de febrero en la sede del Gran Oriente de Francia -la noción de "regularidad"- y que en cierto modo se ha convertido en materia de discusión últimamente, a partir de la búsqueda desencadenada por algunos en el tiempo de timbres de nobleza que no les corresponden. Afortunadamente los hechos son tozudos, lo que no impide -ni impedirá-, por ejemplo, que haya quien piense que el GODF tiene en su sello la fecha de 1728 porque la misma se corresponde con el año en que fue fundado. Me parece que Gérard Contremoulin lo dice muy alto y muy claro, como ya en su día lo explicó también el propio Dachez en su *"Historia de la Francmasonería francesa" que, dicho sea de paso, recomendamos leer por ser una aportación fundamental de uno de los autores de referencia en el momento actual y una personalidad de indiscutible y reconocido prestigio.

Ritos y Obediencias en la historia.-

Las fechas se multiplican y todo este baile termina por marear a uno. 1717, 1723, 1728, 1751, 1773, 1786, 1799, 1821, 1894, etc. Llega un momento que ya no se sabe de qué se está hablando y el jaleo hace las delicias de los aficionados a las estruendosas delcaraciones sobre "los orígenes".
Es urgente poner un poco de orden y llega el momento de decirse a uno mismo que la historia, a veces, no es aquello que le hubiera gustado que fuera... Aun siendo posible interpretar, los hechos son y serán tozudos. Y las fechas no son sino hechos al igual que lo son otras etapas que nos permiten entender la formidable aventura humana que es la Francmasonería.  Pero eso no quiere decir que podamos intentar que tales fechas o hechos nos transmitan cualquier cosa.
En primer lugar hay una circunstancia que desgraciadamente tiene su raigambre como es el legitimarse valiéndose de la "anterioridad". Es así, es verdad. Pero nunca al precio de la manipulación. Lo encontramos por primera vez en 1751, con la querella que conocemos como "de los Antiguos y de los Modernos".
¿En qué consistió? En un truco mediante el cual los más recientes en el tiempo, con el pretexto de una vuelta a los orígenes, se dieron el nombre de "Antiguos", bautizando al tiempo a sus adversarios como los "Modernos" con el fin de deslegitimarlos.
¿Qué podemos extraer de esta aventura?
Nada menos que una acción mediante la cual poder justificar que el ser más antiguo en el tiempo aseguraría la legitimidad histórica y, en consecuencia, la autoridad moral tanto desde el punto de vista obediencial como ritual. Una perspectiva desde luego triste pero también una acción que no dejó de tener consecuencias sobre los comportamientos.
Así pues, para continuar, hemos de retomar algunas nociones que en ocasiones parecen confundirse.
El escocismo. Se ubica a lo largo del siglo XVIII en un momento en que el REAA no existe aun, pues no aparece hasta 1804 de la mano de Grasse-Tilly. Hay que evitar por tanto ver en el escocismo una denominación derivada de este rito. Lo menos que se puede decir es que se trata de un sistema de altos grados en el que puede apreciarse una enorme creatividad, y que va a dinamizar la masonería francesa de ese siglo. Será bajo el impulso de Roettiers de Montaleau que llevará a la aparición de los "altos grados" del Rito Francés en 1786.
El Rito Francés, que no se denomina "francés" sino por el hecho de que el Gran Oriente lo es "de Francia", es un sistema que encauza la vía iniciática y que se construye de manera lógica a partir de los tres primeros grados a los que, en 1786, se les añaden los "altos grados" (4 órdenes más uno), permitiendo de este modo una continuación de la experiencia iniciática continua y lógica.
El REAA,  (Rito Escocés, Antiguo y Aceptado). Este rito presenta la especificidad histórica de, a la inversa, haber añadido los tres primeros grados a un sistema de altos grados preexistente extraído de los que los "Antiguos" habíana añadido al ritual de los "Modernos", los de la querella a la que nos referíamos más arriba.
De todo ello se deriva una primera conclusión que no es otra que el Rito Francés es bastante más anterior, en toda su estructura, al REAA.
La organización masónica.
Para cada uno de estos sistemas la historia de la Francmasonería nos enseña que los Masones constituyeron entidades, "jurisdicciones", cuya función era gestionar tales sistemas iniciáticos. A partir de 1821 encontramos habitualmente las siguientes denominaciones:
Se denomina Supremo Consejo a la "jurisdicción" que administra los "Altos Grados", esto es, los grados que están por encima de los tres primeros, y Gran Logia a aquella que administra los tres primeros grados, que se desarrollan en lo que se siguen llamando logias "azules".
Pero antes de 1821 el Supremo Consejo de Francia (SCDF) que administraba el REAA comprendía también Logias "azules" (las que trabajan en los tres primeros grados". En 1821 se reactiva por una parte un Supremo Consejo independiente, y de otra se crea una "Gran Logia Central Escocesa" del SCDF.
La Gran Logia de Francia actual procede directamente de esta Gran Logia. Y es precisamente esta situación la que puede plantearle problemas de "Regularidad" habida cuenta de los criterios fijados por la Gran Logia Unida de Inglaterra. Pero, al mismo tiempo, también puede legítimamente hacer remontar sus orígenes a esta fecha si bien su creación se sitúa exactamente en el día 7 de noviembre de 1894.
El Gran Oriente de Francia. La masonería se organiza en Francia a partir de 1724 y toma forma en 1728 bajo el nombre de "Gran Logia de Francia". Esta Gran Logia de Francia "primitiva" tiene como Gran Maestro al duque de Wharton. Se transformará en 1773 en Gran Oriente de Francia al adoptar una reforma capital debida a Montmorency-Luxembourg, y que consiste en poder elegir a los presidentes de las Logias (los Venerables) y establecer una duración a su mandato. Se puso punto y final a la transmisión de los cargos. Esta transformación no tiene otra filiación que la del GODF ya que la Gran Logia de Clermont, fruto de una escisión, se unió, exangüe, al GODF en 1799. Así las cosas, la única filiación que remonta a 1728 es la del Gran Oriente de Francia.
El Derecho Humano.  María Deraismes se inició el 14 de enero de 1882 en la Logia "Los Librepensadores" de Pecq, afiliada a la Gran Logia Simbólica Escocesa. Por su parte la Gran Logia Simbólica Escocesa fue fundada en 1880 a partir de 12 logias del Supremo Consejo de Francia. Se extinguirá definitivamente en 1911.
Con este hecho, la Logia de Pecq contraviene la regla existente y sale de la obediencia. Con Georges Martin, María Deraismes crea en París, el 4 de abril de 1893, el primer taller mixto; y en enero de 1894 crean la Gran Logia Simbólica Escocesa mixta de Francia, el Derecho Humano. Es la primera obeciencia mixta del mundo. Y se convertirá en obediencia internacional a partir de los acuerdos tomados en el Convento Internacional celebrado en 1920. Trabaja exclusivamente en REAA.
Todas estas pequeñas observaciones tienen como finalidad arrojar un poco de luz sobre alguno de los debates que se sostienen en el momento actual. Especialmente el que pretende hallar la auténtica filiación histórica de las obediencias.
Nos hallamos ante la siguiente problemática:

1) O bien nos quedamos únicamente con las fechas oficiales de creación efectiva de las obediencias, tomando el GODF la de 1773 y la GLDF la de 1894,
2) O bien observamos los hechos, las fechas en las que se produjeron y buscamos los elementos indiscutibles referidos a tales filiaciones. En ese caso el GODF tiene sus orígenes en 1728 y la GLDF en 1821.
Bien es verdad que siempre es posible intentar retorcer los hechos, aunque no sin consecuencias para la credibilidad de quien pueda hacer tal cosa...
Vamos a decirlo una vez más y a modo de conclusión: Hay que poner todo el esfuerzo en acabar con toda esta amalgama y confusión, especialmente en lo que toca a la captación del patrimonio histórico que, una vez acreditado, debería ser común a todas las francmasonas y francmasones...

-El Escocismo no es un calificativo que corresponda al REAA, pues es propio de una tradición del siglo XVIII.
-Los "Antiguos" son más recientes que los "Modernos" en la querella desatada en 1751.
-El Rito Francés (1730) es preexistente al REAA (1804), incluídos sus "Altos Grados" (1786).
-La anterioridad histórica corresponde al GODF (1728), la de la GLDF se remonta a 1821.

Todo esto no son sino algunas herramientas para comprender.

Gérard Contremoulin.

© Sobre el texto: Gérard Contremoulin 
© Sobre la imagen principal y la traducción: el autor de este blog.
Traducido por el titular de este blog con el permiso expreso del autor. 
  

* Roger Dachez: "Histoire de la Franc-Maçonnerie Française". Quinta edición. ©Presses Universitaires de France. Páginas 67 y siguientes: "... El Gran Oriente... heredero de la Primitiva Gran Logia..." 

No hay comentarios: