jueves, julio 24

El día después




Ahora que ya sabemos que no se va a vender Navarra; que no se va a trocear España y que se asume eso de que antes será roja que rota; que no ha sido ETA y que el que diga otra cosa es un miserable; que la homosexualidad no será obligatoria para los militantes del centro político reformista; que no serán "abortados" ni "eutanasiados" vía real decreto los susodichos del citado centro reformado. Sí, ahora que sabemos todo eso, descubrimos la cara amable de aquel en el que Ánsar posó su dedo un día para dejar de posarlo después ¡Por flojo! Ver, veremos en qué para. De momento contentémonos con saber que, librados los anteriores desastres, caminamos hacia una implosión económica y el fin del mundo ¡una vez más! a causa de la imprevisión, el optimismo, la ceguera, etc.,etc.

2 comentarios:

Reyes Martell Gonzalez dijo...

Yo, en general, no espero nada bueno de esa parte "centrada" de la politica española.

Es lamentable porque acabas por perder la confianza en el ser humano. Por un paso adelante que dan, dan dos para atras.

Un saludo

Reyes Martell Gonzalez dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.