lunes, julio 2

Educación para la Ciudadanía

De nuevo publico aquí una carta leída en la prensa y elaborada por un ciudadano de a pie. Para evitar que caiga en el olvido una vez consumido el periódico del día, incido en esa sana costumbre que sigo desde hace tiempo: La expongo a los cuatro vientos para que llegue todo lo lejos que sea posible. A mí me ha gustado.
------------------------


Yo que fui educado en las excelencias de la Formación del Espíritu Nacional (FEN) -abríamos las clases bisemanales cantando el Cara al sol-, no entiendo por qué la Iglesia cree poder inmiscuirse de forma virulenta y espasmódica contra las decisiones del poder social.
En Europa existen asignaturas semejantes con presencia curricular desde la hora semanal de 3º a 6º en Bélgica, Grecia o Portugal, hasta las 855 horas repartidas de 1º a 9º en Suecia.
La Educación para la Ciudadanía es materia transversal en Austria, Dinamarca, Francia, Irlanda del Norte, Bulgaria, Malta y Chipre, y es materia integrada en Bélgica, República Checa, Alemania, Irlanda, Luxemburgo, Inglaterra, Hungría, Países Bajos, Polonia, Eslovenia, Eslovaquia, Finlandia, Gales, Liechtenstein e Islandia.
Creo que el problema de la Iglesia católica en España no debe centrarse en la asignatura en cuestión. Pienso que deberíamos plantearnos con seriedad la importancia de normas como el Concordato en su totalidad, la financiación de la Iglesia católica y el sistema educativo que da lugar a incongruencias como los colegios concertados.
Un Estado moderno ha de ser laico y aconfesional, ambos atributos al tiempo, lo que es incompatible con un Concordato anticuado, ademocrático e involucionista. Igualmente, no es labor del Estado financiar creencias o ideologías: no estamos en tiempos de César.
De manera semejante, el MEC debería acabar con los colegios privados concertados, fuente de conflicto y desigualdad. En estos centros se adoctrina a los educandos en creencias como la católica, y esta labor debería circunscribirse a las parroquias y centros privados que a tal efecto se destinen.
La estructura de los colegios concertados, muchos de los cuales exigen, incluso, el uso de uniformes elitistas, se ha convertido en un negocio cuyos beneficios se obtienen de la subvención estatal -dinero del contribuyente-, a la que suman pingües ingresos por conceptos como comedor, transporte o actividades extraescolares, por los que se ingresan de 100 a 400 euros por mes y niño.
Han pasado 30 años desde Suárez. Es hora ya de cortar el cordón umbilical con Roma.


Manuel Pascuá, Godella, Valencia.

5 comentarios:

Drako dijo...

Antes de darle algo de razon a la carta, preguntar porque ha puesto esa foto con un tricornio, y no ha puesto la de unos homosexuales(maricon o lesbiana) besandose, al lado de la que se inserto, ...por ejemplo.
Ahora te doy la razon, sobre que nadie deberia imponer nada, y mucho menos en una Democracia, ya que el sistema no es una dictadura ni Fascista ni Comunista.
Y sobre si un pais debe ser laico o confesional, el parrafo anterior seria el que se aplicaria(nada de dictadura de mentes gobernantes), ademas eso como todo en la vida, lo deberian decidir los ciudadanos de ese pais, y no tomar el mundo por montera(o TRICORNIO) como el actual gobierno esta haciendo.

Anónimo dijo...

Yo tengo 55 años y dí formación del espíritu nacional en bachiller
y no recuerdo que a mí me obligaran ni a cantar el cara al sol, ni a ir a misa, ni a levantar el brazo.
Como simple referencia diré que con esa asignatura aprendí entre
muchas cosas buenas quién era Rudiard kypling,que era el p.i.b., que era la renta per cápita etc...
y ya nos anticiparon de una manera
clara todo lo bueno que iba a suceder en España cuando muriese
Franco...
Lo que no nos avisaron fué que España se iba a convertir en un cortijo gobernado por masones,
en un redil de borregos consumis-tas,en un país lleno de gente vacua,en una especie de confedera-ción de regiones separatistas,
en una tierra rendida al terroris-mo,en el país donde más cuesta comprar un piso, en el país de los salarios más bajos.
Donde todavía está vigente la pena de muerte pues todos los días se asesinan niños con el aborto( gran negocio en el cual están numerosos políticos y políticas)en un reino donde la futura reina de España fué roja, pija progre,proabor-tista y atea...ahora "ya no toca" pues ya pegó el "bragazo".
En el país donde peor se trata moral y económicamente a la familia,donde la justicia es un
cachondeo,el único país de Europa donde los sindicatos están pagados con nuestros impuestos y no con las cuotas de los trabajadores.
Donde cualquiera decide el sexo
que tiene sin comprobarse las ingles...
Donde la ETA mata o no en función
del calendario electoral o de los acuerdos macabros con Míster Zapatiesta.
Donde el 11M mató, curiosamente ,
a trabajadores de los cuales muchos de ellos ya habían decidido retirale su voto a las izquier-das .
En donde yo mañana me puedo divorciar para casarme con una bicicleta y adoptar una pulga amaestrada.
Puedo matar 1 o 100 y me cobran solo 5.
Donde pagamos casi el 30% en impuestos para mantener a una casta de políticos,viciosos, depravados y corruptos...
et caétera, et caétera,et caétera.
Todo esto ¿se lo va explicar a las
nuevas generaciones la Educación para la ciudadanía? -

Ricardo Fernández dijo...

Al Sr. Drako:
Le respondo, no he puesto la foto que a Ud. le hubiera gustado porque a mí me gusta más la del cura con tricornio. El blog es mío y decido en consecuencia con arreglo a mis gustos. Aunque, gracias por la sugerencia: no faltará algún monaguillo lujurioso que también me permita llegar a ilustrar otro artículo.

Y efectivamente, estamos de acuerdo, en una democracia parlamentaria nadie impone nada: se propone, se debate y se vota. y eso es, ni más ni menos, lo que ha pasado.
No se preocupe, dentro de pocos meses hay elecciones y a lo mejor hasta gana Rajoy y todos nos volvemos superliberales y vivimos en un país multicolor.

Al Sr. de 55 años:
Qué suerte tuvo Ud. No sabe lo que me alegra; pero la verdad es que le formaron muy mal: Mucho PIB y mucha historia y no le enseñaron lo malos que son los masones ¡Qué decepción!
Que Ud. lo pase bien.

Educación para la ciudadanía dijo...

No le veo sentido a si antes era así o asa, lo impotante de ahra es que cada uno xplique lo quiera con el enfoque que quiera. Y no me parece mal que los colegios estñen subveccionados porque el dinero público también es de los que quieren colegios privados. ¿Cuál es el problema?

Ricardo Fernández dijo...

Al Sr. o Sra. "Educación para la ciudadanía":
Yo sí le veo sentido a saber cómo era antes. Más allá de la cultura general ha habido quien ha comparado la materia de la que tratamos con la vieja "F.E.N."; así que bien estará saber si el argumento voceado desde la catacumba es bueno o, simplemente, otra palada de cieno más.
En cuanto a quién paga y qué, en el momento en que los recursos son públicos no tiene objeto esa cuestión que plantea. La obligación del Estado es la de proporcionar un sistema educativo al alcance de toda la ciudadanía. Al margen pueden coexistir sistemas privados educativos, pero cada cual debería pagárselos.
En España se ha recurrido a la red privada en un determinado momento porque la pública no era capaz de cubrir la demanda en un determinado momento. Esa situación se ha apuntalado bajo el amparo de un supuesto derecho de libertad de elección de los padres que justifica la inyección de dinero público. Sin embargo, a mi modo de ver, tal posición es un tanto artificial y de difícil sustento: Qué derecho de opición tienen los habitantes de las zonas rurales, lugares en los que sólo la red pública está presente. Qué derecho de opición tienen en general los padres cuando existen centros privados fuera de concierto. La Iglesia, por ejemplo, ha "proletarizado" en mayor o menor medida una parte de su sistema educativo; pero otra sigue estando reservada a determinadas castas con un poder adquisitivo elevado ¿Dónde está la facultad de elección?